Preparación de Medicamentos Herbales. Parte 1

¿Cuántas formas hay de preparar una sustancia medicinal? Hoy tengo algunos detalles que te quiero compartir. Este post tendra dos partes, una dedicada directamente a la preparación de los ingredientes, y otra donde explico la preparación del medicamento personalizado que se le brinda al paciente. Pásate por acá y por acá, para que estés más familiarizado con el contexto.

Los métodos y técnicas de elaboración o procesamiento herbales en la medicina oriental tienen los siguientes objetivos.

  1. Potenciar la acción beneficiosa del medicamento o minimizar o eliminar acciones tóxicas de los mismos.
  2. Facilitar la absorción del disolvente mediante la destrucción de la estructura celular de la droga para lograr mayor porciento de principios activos extraídos.
  3. Disminuir o eliminar la acción secundaria no necesaria.
  4. Hacer más agradable el medicamento
  5. Facilitar el almacenamiento, conservación de los medicamentos y otros procesos posteriores a su elaboración

Conocido esto, podemos empezar con la selección y recolección de la planta. Estos son seres vivos, por lo que un vegetal que se recolecte a nivel del mar tendrá propiedades farmacológicas diferentes de uno que se recoja en la montaña, por ejemplo. Además, la planta debe estar sana, en fase óptima según su ciclo de vida, las condiciones climáticas y del terreno etc.

Una vez obtenido el especímen, se siguen uno o varios de los siguientes procesos con agua o componentes líquidos: lavado, deshidratación, maceración, remojo y extracción. En este procesamiento primario se obtienen los primeros cambios en las sustancias que conforman el complejo activo de la droga cruda. Después sigue un procesamiento secundario con fuego, que logrará acciones específicas en el producto final.

Así se le pueden suavizar o potenciar acciones a las sustancias medicinales.Por ejemplo: los granos de maiz tostado tendrán propiedades farmacológicas diferentes que si lo maiz maceramos en alcohol.

Las condiciones de tratamiento de una sustancia son diferentes si las va a hacer el paciente directamente o si se va a destinar para uso industrial. De nuevo pongo como ejemplo al maíz. Se le puede indicar al paciente una decocción de granos de maiz para nutrir el Riñón: la indicación es beber el agua y comer sus granos. Esto es fácil de realizar en nuestra propia cocina.

Pero en el manejo industrial las decocciones perecen en corto plazo, por lo que acá será más útil el maíz tostado, previamente mojado en solución salina. Esto hace que el medicamento actúe sobre el meridiano riñón y función inferior , elimina gustos y olores desagradables y facilita su conservación. Una vez preparada la materia médica de esta manera, es más fácil para el farmacéutico preparar las diferentes formulaciones prescritas por los médicos tradicionales.

Adicionalmente los herbolarios y los farmacéuticos tradicionales pueden realizar procedimientos secundarios para la obtención de granulados, píldoras , alcoholes, bálsamos y extractos vegetales con los siguientes objetivos:

1-Aumentar la acción medicinal del medicamento.

2-Disminuir el caracter tóxico y las acciones adversas de la materia médica o droga cruda.

3-Variar el carácter farmacéutico de la droga cruda.

4-Facilitar la conversión de la droga cruda en polvos para poder extraer más facilmente los componentes activos.

5-Disminuir el contenido acuoso de estas especies con el fin de mejorar su conservación y evitar que se deterioren.

Usualmente al paciente se le dan recomendaciones más sencillas a la hora de realizar el procesado de algún alimento. Por ejemplo tomemos la semilla de calabaza, tostada y molida con sal, este polvo se le añade a gusto a nuestros alimentos y además de darle un sabor agradable la comida tiene una serie de propiedades muy importantes para nuestra salud.

Este polvo de semillas de calabaza aporta diferentes nutrientes como fitoesteroles (disminuye absorción de colesterol a nivel de intestino), magnesio y manganeso, acidos grasos esenciales y vitaminas del complejo B ( B1, b2, B3, b5, B6 y folatos) Además, al ser rica en triptófano sirve como precursor de la serotonina, un neurotransmisor importante para nuestro bienestar. ¿Simple, verdad?

¡Nos vemos en los comentarios!